SACA PARTIDO A TU SALÓN

La habitación clave de la casa es muchas veces la más difícil de decorar. Pocos metros y muchas funciones dificultan la distribución correcta. Eligiendo bien los muebles, con una iluminación adecuada y siguiendo estos consejos, te resultará más sencillo sacar todo el partido a tu salón.

SOFÁ MUEBLES REY

Comienza la distribucióna partir del sofá. Este estgá a la venta en MUEBLES REY

PRIMER PASO: DISTRIBUYE CON CABEZA

Como premisa básica, menos en más. No cuentes con más muebles o elementos de los que “racionalmente” caben en el salón. Ten en cuenta que siempre estarás a tiempo de añadir nuevas piezas. Es más agradable, confortable y estético un salón que “respire” que uno abigarrado de muebles.

Escoge la zona más luminosa para colocar el área de “estar”. Depende del espacio con el que cuentes, puedes colocar en la misma tres sofás en forma de “U”, dos en forma de “L” o uno de rincón o con chaise-longue. Procura que las traseras de los sofás queden apoyadas en la pared. Unos puffs auxiliares sirven como plazas de asiento adicionales y ocupan poco espacio visualmente.

La mesa de centro puede ser rectangular o cuadrada (para la disposición de sofás en forma de “U”). Otra buena idea es colocar dos o tres mesitas cuadradas continuas, de forma que puedas utilizarlas también como mesas auxiliares. En cualquier caso ten en cuenta que entre el sofá y la mesa de centro debe quedar un espacio mínimo de 65 cm y máximo de 85 cm.

A la hora de distribuir los muebles despeja por completo las zonas de paso y puertas. Entre cada mueble “exento” deben quedar al menos 40 cm. de paso. Si colocas alguna pieza auxiliar junto al sofá (por ejemplo, una mesa), que ésta nunca sea más alta que el propio sofá.

COMPOSICIÓN APILABLE 2,64 MTS MUEBLES REY

Elige muebles que maximicen el espacio. Tanto la librería como la mesa de centro son de Muebles Rey.

SEGUNDO PASO: APROVECHA EL ESPACIO

Aprovecha el espacio de la mesa de centro, eligiendo un modelo que te permita colocar bajo ella puffs, que tenga revistero…. Puedes sustituirla por un arcón o baúl.

Para sacar todo el partido posible al espacio disponible, elige muebles auxiliares bajos (vitrinas, librerías, cómodas…). No cortan visualmente la perspectiva del sofá. Y si no tienes espacio para la librería “convencional”, coloca unas baldas de obra o madera en la pared. Son ligeras y muy prácticas. Para darles más calidez puedes completarlas con grandes cestos de mimbre. Si optas por la librería de siempre, elige un modelo con el fondo claro o sin trasera (en este caso puede servir para delimitar ambientes).

A la hora de elegir colores y materiales, ya sabes que cuanto más claros sean los tonos elegidos, mayor sensación de amplitud obtendrás. Opta por muebles de cristal o forrados de espejo (están a la última), y mézclalos sin miedo con materiales naturales como la médula o el ratán.

SILLAS COMEDOR ECOPIEL MUEBLES REY

Más luz, más espacio. Juega con el blanco y negro, como con estas sillas de Muebles Rey.

TERCER PASO: ILUMINA ADECUADAMENTE

Buscamos una luz acogedora y confortable, no iluminar un estadio de fútbol. Utiliza una o varias lámparas de pie o halógenas regulables de 300 w: ofrecerán una luz potente pero indirecta. Compleméntalo con varios puntos de luz en forma de lámparas de sobremesa, colocados sobre muebles auxiliares y preferiblemente cerca del sofá. A la hora de colocarlas comprueba que no reflejen en la pantalla de la televisión.

La librería se puede iluminar con focos dirigidos a la parte superior, empotrados en el techo. No coloques demasiados, un cada 50 cm. será suficiente. Y si quieres resaltar algún elemento en concreto, como una antigüedad o un cuadro, opta por un foco de superficie con bombilla halógena pero no lo orientes de lleno al objeto, proyéctalo unos centímetros por delante del mismo.

Para crear un rincón de lectura, te aconsejamos que coloques junto a la butaca (no detrás de la misma, porque se producirán sombras), un lámpara de pie orientable con bombilla incandescente. Con 100 w. de potencia será suficiente.